HOME       VOLUNTEER OVERSEAS       BLOGS

Friday, November 21, 2014

La Reciprocidad en el Desarollo

Por Laura Denham

Se dice que no hay tal cosa como un almuerzo gratis; que el pago, si no viene en forma de moneda, se presentará de otra forma en su debido momento. Formando parte fundamental de muchas culturas del mundo es el concepto de reciprocidad; en la creencia budista del 'karma', o en lo que se llama la cultura andina 'ayni'. Upclose, nuestro socio del proyecto, celebra plenamente la reciprocidad - o 'contribuyendo de una manera que suponga un enriquecimiento mutuo' - como la piedra fundamental sobre la que se construyó la organización. Curiosamente, cuando decidía hacer voluntariado en el extranjero, mi propio crecimiento personal no ha sido un foco principal...incluso siendo un aspecto que yo rechazaba como egoísta. Por supuesto que quería entender más profundamente la cultura de Bolivia y su historia, pero mi enfoque en desarrollar el proyecto e intentar ayudar a la comunidad nunca se vería comprometido.

Ahora que nos encontramos en la semama 7, mis opiniones sobre la reciprocidad han cambiado tanto para mi como en el contexto más general del desarrollo. Uno de los principales proyectos en los que apoyo en el trabajo de UpClose es dando los talleres de autoestima, un grupo de mujeres entre las edades de 7 y 17 años, quienes por distintas razones se encuentran en una casa de refugio en Mallasa.

Recuerdo de manera muy vivida mis primeros días acá, parada afuera del imponente edificio resguardado por la policía y tratando de entender como es que llegué a esta situación. Soy como cualquier otra persona tengo inseguridades al igual que la siguiente persona, en que manera estaba yo calificada para hablar a alguien sobre autoestima? De ninguna manera me siento calificada, pero he ido aprendiendo semana a semana que la contribución más valiosa que puedo hacer es simple mete hablar con estas chicas, conectándome con ellas, compartiendo ideas y opiniones. Todos tienen una historia que contar y aveces empodera más darle a la persona un espacio y un momento para poder compartir estas historias, en vez de solo contar la tuya y tomar tu propio camino. Las chicas no solo están formándose sino también; y sin darse cuenta, están formándome a mi. Si bien en algún momento me pude haber sentido incomoda con la idea de recibir de aquello que estoy dando, ahora puedo ver que cuando uno da - sea dinero, tiempo, palabras, amor- no significa que debe ser un acto necesariamente divorciado del interés propio. Este interés propio de querer aprender de otros en distintas situaciones , es para mi, lo que finalmente refuerza nuestras similitudes como seres humanos. Estar consciente de y valorar lo que me estoy llevando de esta experiencia, es lo que me motiva para poner todo de mi.

Dibujos producidos por las ninas que viven ahora en al Albergue Transitorio, durante las sesiones del proyecto

Como yo lo veo, si el desarrollo es trabajar dando lo mejor de uno, el donante y el beneficiario son uno mismo -indistintamente-y lo que prevalece es un intercambio mutuamente beneficiario informado por la diferencia, y libres del prejuicio social, cultura y económico.

No comments:

Post a Comment